jueves, 26 de septiembre de 2013

Importancia de ser del mismo Bilbao















El joven aspirante a intelectual lee en un prólogo de don Miguel que tiene la costumbre de llevar al día unos papeles "de legenda et adquirenda", donde apunta bien apuntados los libros que tiene que comprar y leer. El joven aspirante a intelectual decide imitarlo y también se pone a elaborar su propia lista de imprescindibles pero, a diferencia de don Miguel, no es del mismo Bilbao y la lista se queda en la mesa y pronto se ve sepultada por otras listas que también se quedan allí muertas de risa sepultadas a su vez por etcétera. El joven aspirante a intelectual, a diferencia de don Miguel, carece de sentido del humor (si algo ha sobrevivido de él es su soterrado, ladino, feroz sentido del humor) y no se da cuenta de que esta historia de los papeles "de legenda" es otra broma de las que le gustaba gastar: no se trata de que no tuviese esos papeles, ni de que no los llevase al día, ni de que incumpliese, se trata de que mencionarlos en ese prólogo perdido fue una de sus humoradas: lo hizo para que este aspirante picase como un pardillo, porque no se puede cumplir con una lista de lectura si no se es del mismo Bilbao.

No hay comentarios: